Goazen Bilbao, junto a EH Bildu y Bilbao en Común, piden que sea la ciudadanía quien elija el uso del “edificio de inflamables”

EHBildu, UdalBerri-Bilbao en Común y Goazen Bilbao instan al Gobierno municipal a iniciar un proceso de participación ciudadana en colaboración con la Asociación Vecinal de Basurto para decidir el uso que se le debe dar a la zona del edificio recuperado de Materias Inflamables, que no vaya a ser habilitada como comisaría de la Policía Municipal. Dicho proceso garantizará la puesta en común y difusión de las diferentes propuestas existentes, así como una consulta popular para la elección del proyecto que mejor se ajuste a las necesidades del barrio y el carácter vinculante de los resultados de dicha consulta.

El edificio tiene una superficie de más de 5.500 metros cuadrados, de los cuales poco más de 700 se destinarán a la comisaría. En el espacio restante, según ha indicado el Gobierno, se habilitaría un Auzo Factory, así como equipamientos para el barrio que no han sido concretados.

Por su parte, La Asociación Vecinal de Basurto ha trabajado un proyecto, que nos ha presentado a todos los grupos municipales,  que consiste en habilitar el edificio como espacio para realizar actividades culturales y desarrollar programas que enriquezcan la oferta de ocio y tiempo libre de la que goza el barrio en estos momentos.

Según ha indicado Amaia Arenal, concejala de UdalBerri, “en un barrio como Basurto, con un importante incremento de población, son necesarias nuevas dotaciones para lo que es imprescindible articular procesos participativos de modo que el uso de instalaciones municipales se adecue a las necesidades de las vecinas y vecinos”.

Para el portavoz de Ganemos Goazen Bilbao, Francisco Samir Lahdou, el proyecto presentado por la asociación vecinal “se abre a facilitar y promover la implicación de las gentes del barrio y a que haya un espacio que, con la nueva ampliación de la calle, se extienda hasta ésta”.

Anuncios